Nuevo capítulo en el librito: la humillación como estímulo para adelgazar

He añadido un nuevo capítulo en el librito (accesible desde el menú del blog): “La Humillación Como Estímulo para Adelgazar”.

Mi opinión, reflejada en ese capítulo, es que la fraudulenta teoría del balance energético (“engordamos por comer más de lo que gastamos”, o “comer menos de lo que se gasta es el camino para adelgazar”), no sólo nos ha hecho gordos y dificulta encontrar un remedio para la obesidad, sino que además es el caldo de cultivo para la fatphobia y el fat-shaming, términos que podríamos traducir como el desprecio y hostigamiento a las personas con exceso de peso.

efa

Los contadores de calorías están tan convencidos de que sus prejuicios son ciertos, que ponerlos en cuestión suele ser calificado de “peligroso”, pues, según ellos, facilita a los obesos poner excusas para no esforzarse. En mi opinión, la arrogancia de los “expertos” está entre las principales causas del problema de obesidad que tenemos.