Si comes pan y lo quemas, ¿dónde está el problema? (II)

Ir a la PRIMERA PARTE

Effects of post-absorptive and postprandial exercise on 24 h fat oxidation

Los participantes, que son 12 atletas jóvenes y varones, realizan 60 minutos de bicicleta de no muy alta intensidad. Realizan dos veces el experimento, una haciendo el ejercicio antes y la otra después de desayunar:

Exercise was performed before (0630–0730 h) or after (1030– 1130 h) breakfast at 50% of VO2 max for 60 min using a bicycle ergometer.

En la gráfica se muestra el resultado en términos de oxidación de grasa y carbohidratos si el ejercicio se realiza antes (puntos negros) o después (puntos blancos) de desayunar.

Selección_914

Más que comparar las dos posibilidades de ejercicio, lo que me interesa es que, tal y como vemos en la gráfica anterior, en ambos casos se queman más carbohidratos que grasa. Si el gasto energético durante el ejercicio ha sido de unas 600 kcal (ver figura 2 del artículo), a ojo, unas 200 kcal vienen de grasa en el caso de que el ejercicio se realizara antes de desayunar,  y tan sólo 150 kcal vienen de grasa si ya se había desayunado.

Al final del día, los que hicieron el ejercicio después de desayunar no han perdido ni un gramo de grasa corporal. Los que hicieron el ejercicio antes de desayunar han perdido unos 12 g de grasa (unas 110 kcal).

Selección_915

En términos de balance energético, el ejercicio de 600 kcal realizado por la mañana se ha traducido en un déficit calórico al final del día de unas 150 kcal. Pero eso no nos dice nada de la pérdida de grasa corporal, que, como ya he comentado, en uno de los grupos ha sido nula y en el otro unos 12 g.

En palabras de los autores, hacer ejercicio hace que quemes grasa durante la actividad física, pero al final del día quemas tanta grasa como si hubieses tenido un día sedentario:

exercise-induced negative energy balance increases fat oxidation. However, exercise, independent of negative energy balance has little effect on accumulated 24 h fat oxidation, i.e. fat oxidation on days with exercise is not different from that on sedentary control day in energy balanced condition

Dando por buenos estos datos, el beneficio en términos de perder grasa corporal es irrisorio. Y, encima, no todos somos jóvenes atletas.

¿Ejercicio físico? Sí, claro: hacer ejercicio es saludable (ver). Pero, ¿para adelgazar o para compensar una mala dieta? No lo tengo claro.

Leer más:

Anuncios

4 thoughts on “Si comes pan y lo quemas, ¿dónde está el problema? (II)

Deja un comentario. Si los comentarios no contribuyen/aportan a los artículos publicados no los publico. Tampoco los publico si intentan forzar un debate o una toma de postura que el autor no ha planteado o que ha dado por cerrada. No publico comentarios descalificativos ni críticas fuera de lugar o que considere que no aportan nada. Si percibo intención de molestar en lugar de participar, o si no detecto vida inteligente, tampoco será publicado.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s