La ciencia es asín (II)

Massive obesity in adolescents: dietary interventions and behaviours associated with weight regain at 2 y follow-up

La estupidez del balance energético en su máximo esplendor:

Obesity treatment requires a reduction in energy intake relative to energy expenditure. Both a decrease in energy intake and/or an increase in energy expenditure can be advocated in reaching this objective.

El tratamiento de la obesidad requiere una reducción en la ingesta de energía en relación con el gasto energético. Tanto una disminución en la ingesta de energía como un aumento en el gasto energético pueden ser recomendables para alcanzar este objetivo.

Hablar de inteligencia subóptima en el caso del “balance energético” es quedarse muy corto (ver,ver) y es no hacer justicia a la mayor burrada de la historia de la humanidad (ver). Si la habitación está fría, pon más radiadores, radiadores más potentes o mejora el aislamiento térmico. Puedes usar las leyes de la física para resolver el problema, y recibir el título de “el más tonto del universo”, o la próxima vez acordarte de encender el termostato.

Si usas las leyes universales, tu estupidez alcanza dimensión universal

Es muy significativo que en el experimento los participantes, tras perder peso, comenzaron a recuperarlo con una ingesta calórica todavía reducida:

After weight loss, in spite of moderate energy intake, body weight increased. Relapse may be the consequence of the drift toward unhealthy behaviours (altered meal patterns, reduced physical activity).

Tras la pérdida de peso, y a pesar de una ingesta energética moderada, el peso corporal se incrementó. La recuperación del peso puede ser la consecuencia de una deriva hacia comportamientos poco saludables (patrones de comidas alterados, actividad física reducida).

No sé muy bien cómo encaja lo de “patrones de comidas alterados” en la teoría del balance energético que manejan estos señores. No termino de entender en qué pensaban al escribirlo.

Estos “científicos” creen que las leyes de la física dicen que el problema de la obesidad es comer mucho y moverse poco, y que las soluciones son comer menos y hacer más ejercicio. Imaginémonos el shock que supuso para ellos constatar que tras la pérdida de peso los participantes en el estudio estaban recuperando el peso perdido, ¡pero con una ingesta calórica menor que la que tienen personas de peso normal! Puesto que estos “científicos” no ven más allá del balance energético, si los participantes están recuperando el peso y comen poco, lo que concluyen es que tienen que estar haciendo poco ejercicio. Mucho menos ejercicio, claro, que el que estuvieran haciendo antes de empezar el estudio, no sólo para compensar la ingesta reducida sino para además ganar peso. O sea que creen que engordaron por sedentarios, pero ahora tienen que estar gastando aún menos energía en ejercicio físico que en aquel entonces… ¿Se han vuelto más sedentarios que sedentarios? Ya no es que no tenga ningún sentido: el problema es creer que las leyes de la física dicen que ésa es la única explicación posible a lo que están viendo. Su preocupación es el retorno a lo que consideran comportamientos poco saludables: ver mucha tele y tomar demasiados snacks, porque sólo piensan en términos de energía, de ingesta, de cantidad y de actividad física. Están ignorando la biología en un problema de origen biológico (ver). ¿Reacción metabólica provocada por el hambre y que busca recuperar la grasa perdida? No, claro que no: ellos tienen la explicación, una que creen ordeñada directamente de las ubres de la física: si no es que comes mucho, tiene que ser que te mueves poco (ver). Y si no, será que los datos son erróneos (ver).

Weight regain occurred in spite of moderate (but increasing) levels of energy intake, as compared to normal weight children

La recuperación del peso sucedió a pesar de los moderados (aunque crecientes) niveles de ingesta energética, en comparación con niños de peso normal.

En definitiva, lo que muestra este estudio es una constatación más de lo que ya sabemos los lectores habituales de este blog: en general la gente que pierde peso con dieta hipocalórica recupera el peso perdido, y en este estudio lo recuperan consumiendo menos calorías que las que supuestamente deberían consumir con el nuevo peso. La evidencia científica dice que la falta de alimento, el hambre, provoca una reacción en el cuerpo que busca recuperar el peso perdido (ver,ver,ver). Esa reacción es mucho más compleja que un incremento del apetito, aunque ese cambio también se produzca. Como estamos viendo en este estudio, la reacción metabólica se manifiesta aunque no comas “más de lo que debes” (signifique eso lo que signifique). Pero nada cambia. A saber cuántos años más, o quizá décadas, vamos a tener que aguantar que se achaque a la falta de fuerza de voluntad de los obesos, un fracaso que en realidad es culpa del método (ver).

Si no estuviera pasando, no nos lo creeríamos.

Leer más:

Anuncios

3 thoughts on “La ciencia es asín (II)

    • Hola Andrea 🙂

      “Mistakes Were Made (But Not by Me)”.

      Pues sí, de alguien ha tenido que ser la culpa, salvo de ellos y su ideología (el balance energético). Lo que sea, menos hacer autocrítica. Los autores ven que los participantes recuperan el peso a pesar de una ingesta reducida y lo que plantean es qué están haciendo mal los participantes: “hay que estudiar por qué progresivamente dejan de hacernos caso”. Mistakes were made… ¿Y cuál es la relevancia de que progresivamente dejen la dieta, si lo que están viendo es que sin dejarla tampoco funciona? ¿Pensamos mal y achacamos la aparente falta de luces de los “científicos” a la fuente de financiación del estudio?

      Yo no culparía a los participantes por dejar de hacer caso, porque están recuperando el peso a pesar del esfuerzo y del hambre. Lo raro, lo sorprendente, sería encontrar gente que insiste en hacer lo que les cuesta esfuerzo y no funciona.

      Muchas gracias por pasarte por aquí.

      Me gusta

Deja un comentario. Si los comentarios no contribuyen/aportan a los artículos publicados no los publico. Tampoco los publico si intentan forzar un debate o una toma de postura que el autor no ha planteado o que ha dado por cerrada. No publico comentarios descalificativos ni críticas fuera de lugar o que considere que no aportan nada. Si percibo intención de molestar en lugar de participar, o si no detecto vida inteligente, tampoco será publicado.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s